FINDE EN EL PIRINEO (SEGUNDA PARTE)

Hago un paréntesis en mi explicación del finde, para contaros lo que hicimos el sábado por la noche. Se nos había hecho tarde, y decidimos quedarnos esa noche en Tramacastilla que era donde dormíamos. Nos dijo el hombrecillo de los apartamentos que había una fiesta en el pueblo porque celebraban no sé qué santo (ni él lo tenía claro), y había baile con orquesta. Así que nos fuimos a cenar a un restaurante donde nos sirvieron un vino que se podía cortar con el cuchillo de lo espesito que era, luego fuimos a un bar a tomar los carajillos (de ron, por supuesto), y finalmente al baile que nos fuimos. En el baile pedí como es habitual mis Bacardis con Coca-Cola, y acabé bebiendo Cacique con Pepsi (es lo que había). Estaba bastante asquerosillo pero cayeron unos pocos. Y allí fue donde hice la grabación de la espectacular orquesta. La gente que se ve por ahí en medio son los del pueblo, que eran poquísimos habitantes. Todo como muy familiar. Y no sabéis lo difícil que es decir «jilguero», cuando llevas un cierto nivel de alcoholemia y un cigarro en la boca. Probadlo un día.

Vídeo dedicado a la Peña del Jilguero

Para que veáis que me acuerdo de vosotros cuando me voy por ahí, jilguerillos

24 comentarios en “FINDE EN EL PIRINEO (SEGUNDA PARTE)”

  1. JAJAJAJAJAJAJAJA!!!!!! aaayyyy, que me meo toooaaaaa!! JAJAJJAJAA!!

    Pero a ver…. y tus amigos qué pensarían al oirte decir de repente y sin motivo alguno "Galudos a la feña del sisnero"?? Jajajaja! menos mal que el alcohol lo perdona todo… ejem ejem…

    Y ese "Paasa paasa!!" de chunga? jajajaja!! Cualquiera no pasa! 😛

    Nada niña, muchas gracias por acordarte de nosotros, un dellazazooooo!!!

    Responder
  2. Jamia, los cubatillas por algún lado tienen que salir jejejeje. Y preguntamos '¿los lavabos?' y el tío respondió: 'a la calle'. Es que eran muy de pueblo jajaj. Total, que encontré un caminillo oscuro que se metía por unos campos, y eso…

    Responder

Despáchate a gusto. Estás en tu casa