Historia

LA INVENCION DE LA HUELGA

En noviembre de 1.152 a.C los artesanos y trabajadores que construian la tumba de Ramsés III en el Valle de los Reyes iniciaron una huelga. La causa inicial de esta huelga fue el retraso de 18 días en la llegada de los alimentos asignados, que habían sido robados por el gobernador de Tebas y sus secuaces. Los obreros abandonaron las obras y se dirigieron hacia el Rameseo, el templo funerario de Ramsés II, donde estaban los graneros. Sedientos y debilitados por el hambre, los huelguistas amenazaron con dirigirse directamente al visir y al faraón.
Los funcionarios del templo, atemorizados por las amenazas, decidieron distribuir los alimentos exigidos, correspondientes a la ración mensual: cuatro sacos de trigo y un saco y medio de cebada. Tras el reparto los artesanos volvieron a la necrópolis y reemprendieron su trabajo.

PERSONAJES DE LA HISTORIA: CALIGULA

Se llamaba Cayo César Augusto Germánico. Su bella hermana Drusila solía acostarse con él cuando era un niño. Con el paso de los años, Calígula mantendría relaciones sexuales con ella, con sus otras dos hermanas y con numerosos muchachos.

Drusila murió con la salud minada por los excesos a que su hermano la sometía. Calígula suspendió todos los actos públicos y familiares mientras duró el luto e impuso la pena de muerte para quienes se rieran, se bañaran o se sentaran a comer en familia.

En medio de un banquete, Calígula le arrebató la esposa al patricio Pisón y se la llevó consigo.

Obligó a que las damas romanas se prostituyeran a precio rebajado en los burdeles para que los mendigos y los indeseables se acostaran con ellas.

Impuso que los padres estuvieran presentes en las ejecuciones de sus hijos. Muchos jóvenes fueron asesinados por orden suya cuando se negaron a acostarse con él.

Muchas veces se vestía como Afrodita, se maquillaba como una prostituta y salía a ofrecerse a efebos por las calles de Roma.

Sus banquetes solían amenizarse con torturas y decapitaciones. En una ocasión Calígula sorprendió a un esclavo que intentaba robar un objeto de plata; hizo que le cortaran la mano, la ensartó en una cadena que le colgó al cuello y luego lo paseó ante sus invitados.

Según sus propias palabras, le hubiera gustado que Roma fuera una mujer para decapitarla de un tajo y violarla mientras la sangre manaba de la herida.

Si te gusta la historia, pásate por mi otro blog
Me gusta hacer fotos
Ahora leyendo…
Blogs amigos
Suscríbete y recibe las entradas por correo electrónico

Únete a otros 3 suscriptores

Aviso a navegantes

Casi todas las imágenes de este blog han sido tomadas de internet, exclusivamente con fines decorativos y son propiedad de sus respectivos autores. Si ves una foto tuya en algún post y no quieres que esté, avísame y la quitaré.

Estadísticas